VIII Premio TerBi Relato "Inmigración Espacial"

miércoles, diciembre 13, 2017

"Sueños peligrosos" artículo de Blanca Mart sobre hibernación

Ofrecemos un artículo de Blanca Mart sobre la hibernación

Sueños peligrosos
Blanca Mart
         Nosotros dos, señor,
os daremos protección mientas dormís
y velaremos por vuestra seguridad.
La tempestad  (Shakespeare)

En el año 1998, me publicaron una novela, una space opera titulada La Era de los clones, que en su versión íntegra se tituló A la sombra de Mercurio y en su traducción al catalán Els Fills de l`Atzar. Esta aventurera novela que cambiaba de título y se publicaba en diferentes países y en diferentes idiomas, tenía un protagonista, un bravo y algo presuntuoso piloto austral llamado Al Braker.
            Braker viaja a  mundos recónditos, llega a Los Confines, pilota cualquier tipo de nave; valiente y decidido, siente fascinación por el espacio exterior y los diferentes tipos de naves que pueblan el universo. Podría decirse que es un tipo valiente pero ¿Cuál será su kriptonita? Algo muy sencillo: el sueño inducido, o mejor dicho la hibernación.


            Dice el piloto en la novela citada, en una carta a la profesora Whissita Lena Reed:
            “Whissita: No creas que cuando estás hibernando todo es sencillo y perfecto. Todos procuran estar tranquilos  antes de iniciar el proceso porque saben que puede ser muy desagradable  dormirse  en un estado de excitación. Aun así, se pueden dar dos situaciones: una –la mejor-, es algo similar a cuan do te ponen anestesia. Estás ahí, tranquilo, y de pronto te despiertas y piensas: “caramba, me tengo que hibernar”. Y no. Ya ha pasado todo. Estás despertando después de días o meses de descanso.
            Esa es la situación buena.
            La otra situación que se puede dar es ambivalente: ocurre cuando un resquicio de tu mente escapa y sueñas. No son sueños normales. Hay una bruma que no te permite soñar en plenitud  y una tensión que no te permite dormir en el olvido.
Sabes que el tiempo está pasando  y tú estás atrapado en una burbuja. Y si un peligro te acechara, lo intuirías y no podrías hacer nada.
Creo que me ha tocado la segunda situación”.
¿A qué viene tanta preocupación? Total ¿qué puede ocurrir tras un sueño reparador en hibernación? Si se considera que viajan en complejas y poderosas naves, que realizan sofisticadas acciones en el espacio exterior, el riesgo de una hibernación es mínimo bajo el amparo de la poderosa maquinaria en la que están instalados sistemas de alta tecnología. Veamos algunos ejemplos:
La novela del escritor Iván Guevara titulada Una noche de veinte mil años, inicia así: Abrió los ojos. La oscuridad perduró en sus retinas durante algunos segundos. Luego, comenzó a percibir una tenue penumbra que no le era del todo extraña, aunque tardase en recordar donde estaba.

Paso a paso, Guevara nos va trasmitiendo detalles de la situación en la que el protagonista se encuentra:
…”Sintió frío…… Su cuerpo. No podía moverlo…… el lento y acompasado fluir de su respiración…. supo que estaba vivo, aún antes de recordar quien era…. El sarcófago en el cual se encontraba comenzó a girar lentamente…. se abrió la cristalina tapa cilíndrica………Los sistemas de autorreparación habían funcionado con precisión suiza……. para consultar el calendario estelar. Encendió el monitor y la fecha lo sacudió como un terremoto.
Así arranca la novela titulada Una noche de veinte mil años, título que nos indica que el inicio de la aventura  va a ocurrir muy lejos de la fecha que se esperaba. No sabemos en absoluto lo que ocurrirá, habrá que leer la novela, pero sí tenemos el indicio de que la precisa máquina de hibernación ha originado una debacle temporal.
 En el filme El Planeta de los simios, basado en la novela de Pierre Boulle, y llevada a la pantalla en 1968 por el director Franklin Schaffner, cuatro astronautas duermen hibernados, protegidos en el tiempo por la tecnología. Han salido de la Tierra en 1974 y la computadora registra la fecha de 3978. Tres de los astronautas despiertan en condiciones normales, salen de sus cápsulas. La soldado Stewar, única mujer de la expedición, ha muerto, está disecada, a causa de un fallo en el equipo de animación. Nunca saldrá de la cápsula protectora.
En ocasiones nos encontramos con toques de humor en ese tráfago de las poderosas  cápsulas que nos permiten sortear las leyes de la relatividad. En la Antología de Cuentos Hispano-Mexicana 1818. Origen, El autor Tony Jim, nos presenta una divertida space-ópera titulada Nave grande, ande o no ande,  en la que las cápsulas actúan como eficientes y molestos despertadores:
“Programé las coordenadas de destino y me puse a dormir…  …al cabo de unos minutos un zumbido me despertó…  …Llegué a la conclusión de que era un despertador,… alargué la mano…. para pararlo. Pero nada. … ¿Qué es tanto escándalo? Nada. Control rutinario. Se debe despertar al piloto cada doscientos años”.

Parece que la eficiencia del control de la nave,  no impide que una de las pasajeras llegue cuatrocientos años tarde a su coronación, pues es una princesa a la que el piloto Jim, protagonista principal,  debe despertar.
Recurre al beso lengendario y también a otras técnicas menos depuradas:
“Y así volví al hangar de la nave. Busqué el nicho de la princesa, levanté la tapa y me puse a zarandearla…  …Mire…Tengo un TUP, un dispositivo de desplazamiento  espacio-temporal…
Los métodos usados por el piloto Jim, que por otra parte sufre desorientación y amnesia selectiva, no son los clásicos en la narrativa de ciencia ficción pero nos permiten disfrutar desde el humor, de una situación, como mínimo, inquietante.
Citemos ahora el filme Passengers(2016), del director Morten Tyldum.
Una cápsula se abre, y el joven colono, dispuesto a emprender una nueva vida en un nuevo lugar, en el espacio exterior, se encuentra sólo entre miles de pasajeros dormidos. Parece que sus conocimientos técnicos son numerosos pero esas aplicaciones no sirven ni para entrar en la sala del capitán ni para conseguirle la lujosa comida de algunas máquinas selectivas ni para poder introducirse de nuevo en la cápsula e inducirse el sueño. El resultado puede ser demoledor y el joven terrestre toma una decisión, que, ética o no, le permita sobrevivir ante el fallo de la cápsula de hibernación. Porque abrir otras cápsulas, sí sabe.
No puedo dejar de citar aquí la interesante serie Dark Matter. Esta vez no parece error de las cápsulas, pues los pasajeros salen de ellas incólumes, dispuestos a la vida y a la aventura; sólo un pequeño detalle puede turbar su disposición vital: han perdido la memoria, no saben quiénes son  ni cual fue su vida pasada. La aventura está servida y nos llevarán a través de ella, en esa magnífica nave, Raza, a estaciones espaciales, a  faros en la noche, saltos en el espacio, tan eficientes y repetitivos  que nos transportan con total facilidad, al núcleo de la space opera.

Cito aquí el cuento breve del autor mexicano Aldo Alba, Nuevo Mundo, publicado en la antología Cuentos del Alba en el año 2002; en él, habla de un mundo maravilloso: “…bajo el brillante  sol retozaban aves, insectos y saurios entre la abundante vegetación, en los lagos y ríos que se multiplicaban en el horizonte…”
Pero parece ser que lo que el autor llama la Brigada Criogenizada, no llegaría a ver esa maravilla pues “…el sistema había fallado”, “las modernas cápsulas de material epoxico…” E inmediatamente sabemos lo que ha pasado y que la Brigada Criogenizada no despertará.
En otros casos puede ocurrir lo contrario, y así ocurre en el cuento de Begoña Pérez Ruiz, titulado, ¿Sueñan las heroínas con mujeres que arrastran cajas?
Nos presenta la autora, las cápsulas de sueño inducido permanente, las vainas del sueño. En este caso no hay problema puesto que los individuos del viaje, o traslado o experimento, no deben despertar. “Todas  las cápsulas de sueño están en perfecto estado operativo. Perfecto. ¿Por qué entonces dos cápsulas comparten sueños?
“¿Una conexión de sueños entre dos ocupantes de vainas desvinculadas”. ¿De nuevo, un error?
Largo es el camino hacia la perfección.

  La narrativa de ciencia ficción nos ofrece continuamente experiencias que nos plantean la gracia y genialidad de sus autores.  En la extraordinaria novela, Tigre, tigre, de Alfred Bester, (1955),  el protagonista Guy Foyle, de cero habilidades según su ficha técnica, queda encerrado en un armario metálico, que no en una cápsula, al salir despedido al espacio por la explosión de su nave, la Nomad. En ese armario protector sobrevive cuando ve acercarse una nave a la que pide auxilio. La nave Vorga-T:1339  pasa junto a él, le ve y le abandona a su suerte.
            El odio y el ansia de venganza darán fuerza al navegante para luchar por su vida. Y también el espacio increíble de un armario de herramientas en medio de la oscuridad infinita.  La venganza arrastrará a Guy Foyle, que  trastocado en Edmond Dantés, luchará sin descanso tras un objetivo claro: sobrevivir y vengarse de la nave Vorga.  Verdaderamente el autor utiliza  un elemento  nada sofisticado pero la idea entre hilarante y aterradora,  ese armario metálico salvador, desafía  la aparente perfección de las sofisticadas cápsulas.
            En realidad, son muchos  los filmes y las novelas que inician, o tienen su desenlace en esas cabinas dadoras de posible vida. Recordemos solamente los dos excelentes Aliens: Alien, el octavo pasajero y Alien, el regreso. Esas cabinas que parecen siempre funcionar  a la perfección, de donde los navegantes salen en plena vitalidad, dispuestos a entrenarse marcialmente,  a desayunar con gran entusiasmo y a emprender la aventura más arriesgada. Nos están hablando de unos cuantos saltos en el hiperespacio, de unos cuantos miles de años ahorrados a la desazón y la incertidumbre, de la posibilidad de recorrer casi impunemente el Universo. De la emoción freudiana provocadora y confortable. De renacer.
Hay una cierta solemnidad iniciática en las cápsulas de hibernación, una atracción irresistible desde el momento en que aparecen ante el lector o el espectador. La sugerencia, el cuestionamiento es: ¿por  qué están ahí?, ¿cuánto tiempo llevan?, ¿tienen sueños?,  ¿sentirán alguna sacudida hípnica recordándoles que son primates terrestres?,  ¿qué ocurrirá cuando despierten?, ¿serán los mismos, tendrán exactamente la misma humanidad en ese camino sin conciencia a través de un tiempo relativo?
Es un momento de atención a la eternidad. Se oye el clic o el runruneo o el silencio teñido de hielo y de aire, y esperamos. Los astronautas están  a punto de abrir los ojos. ¿Qué historia puede surgir de ese misterio?  Imposible prescindir de la cápsula de  hibernación,  del sueño peligroso pero seductor que nos brindan los delirios científicos.
           


Se anuncian dos nuevas antologías de "Nova Fantástica"

Se anuncia el lanzamiento de dos nuevas antologías correspondientes a la serie Nova Fantástica, ambas disponibles en el primer trimestre de 2018. Como viene siendo habitual, estas selecciones intentan ofrecer un equilibrio entre la mejor narrativa internacional y cuentos escritos originalmente en español, para satisfacer un doble objetivo: acercar al lector hispanohablante nuevas voces y algunos relatos ganadores y/o finalistas de los premios más importantes a nivel mundial, en traducción de los mejores especialistas, y fomentar la producción autóctona. En estos volúmenes podemos encontrar historias trascendentes, altamente especulativas y de gran calidad humana de autores/as consagrados/as pero también de nuevos valores.
La primera de estas selecciones lleva por título "El viento soñador y otros relatos", una antología de fantasía y ciencia ficción:
1.- El viento soñador, de Jeffrey Ford
Traducción de María Pilar San Román
Finalista de los premios Nebula y Sturgeon en 2008
2.- Distant Replay, de Mike Resnick
Traducción de Ramón Peña
Finalista del premio Hugo en 2008
3.- Stone Wall Truth, de Caroline M. Yoachim
Traducción de Manu Viciano
Nominado al premio Nebula en 2011
4.- Ghostreaper, or, Life After Revenge, de Tim Pratt
Traducción de David Tejera
5.- El naturalista, de Maureen F. McHugh
Traducción de Carlos Pavón
6.- La concubina y el bárbaro, de Rodolfo Martínez
7.- Rojo, de Cristina Jurado
8.- En la isla, de José Jesús García Rueda
9.- Las cadenas de la casa de Hadén, de Ferran Varela
10.- Rosa de Navidad, de Abel Amutxategi
11.- Relato Extra: El horror de Valserenosa, de Rubene Guirauta

Ilustración: “Hierophant” de la artista norteamericana Julie Dillon
La segunda selección lleva por título "Ciudad Nómada y otros relatos", una antología de ciencia ficción contemporánea con el que retornamos a la esencia de los primeros volúmenes de la serie Terra Nova:

1.- Seven Birthdays, de Ken Liu
Traducción de Manuel de los Reyes
Finalista del premio Locus 2017
2.- Movement, de Nancy Fulda
Traducción de José Óscar Hernández Sendín
Finalista de los premios Hugo y Nebula en 2012
3.- Tumbledown, de Kameron Hurley
Traducción de Alexander Páez
4.- After the Apocalypse, de Maureen F. McHugh
Traducción de Arrate Hidalgo
5.- Mother Ship, de Caroline M. Yoachim
Traducción de Manu Viciano
6.- Ciudad nómada, rebaño miseria, de Pablo Loperena
Novela corta ganadora del Certamen Alberto Magno de Ciencia Ficción en 2016
7.- One Hit, de Josué Ramos
Finalista del premio Domingo Santos en 2016
8.- Blue, de Víctor Selles
9.- Felicidad ®, de Bandinnelli
10.- Tableaux vivants, de Elaine Vilar Madruga
11.- Relato Extra: Protocolos de desconexión, de Andrea Prieto
Ilustración: “Artificial Dreams” de la artista norteamericana Julie Dillon

Ambos libros incluyen una decena de narraciones de primer nivel, que se complementan con un relato extra. Volúmenes algo menos extensos que el anterior Dark Fantasies con los que pretendemos mejorar su comercialidad (nos hubiera gustado mucho dedicar el primero en exclusiva a la fantasía adulta internacional, con el doble de relatos extranjeros, pero la experiencia del anterior volumen nos demuestra que, hoy por hoy, es un objetivo demasiado alejado de nuestras posibilidades).
Ambos libros contendrán alrededor de 280 páginas y se venderán al precio unitario de 18,50€ en rústica y 4,99€ en digitalYa puedes suscribirte y reservar tu ejemplar (solo por tiempo limitado). Existen dos modalidades:
  • Mixta: recibirás ambos libros en formato rústica en tu domicilio a través de Correos y, de regalo, también en formato digital: 40€
  • Solo digital: recibirás ambos libros en formato digital (epub, mobi. azw3 sin DRM): 10€
Por supuesto, puedes hacer un ingreso superior y contribuir a la sostenibilidad de nuestro proyecto 🙂
Puedes usar dos canales de pago:
  • PayPal: cuenta Terra Nova (novaficcion@gmail.com) Añadir 2€ adicionales por gastos de gestión de PayPal
  • Ingreso/Transferencia en cuenta bancaria:
BBVA: ES28 0182 6809 10 0208516520. Titular: Mariano Villarreal. Concepto: Suscripción Nova Fantástica
Y no te olvides de enviar un correo a novaficción@gmail.com indicando tu nombre completo, dirección de envío y teléfono, así como una copia del recibo de pago.
Solo para envíos a España. Resto del mundo, preguntad
Trabajamos ya en los próximos volúmenes que, como siempre, estarán condicionados al éxito de los presentes. Fijamos el umbral de nuestra continuidad en 130 suscriptores de libros en la modalidad mixta, que es el formato que nos permite un mayor retorno de la inversiónSi te gustan nuestros libros, hazte un buen regalo de Navidad y considera esta opción: nos ayudarás a ajustar la tirada a la demanda real y ahorrar costes; además, solo podrás encontrarlos en un puñado de librerías especializadas y, una vez agotada la edición, únicamente estarán disponibles en opción de impresión bajo demanda en Amazon.
Gracias por apoyar nuestros libros y la literatura fantástica y de ciencia ficción. Hemos puesto mucho trabajo e ilusión en estos dos nuevos volúmenes, esperamos que te gusten tanto como los anteriores y, como siempre, los valores, comentes, reseñes, recomiendes y critiques a tu discreción. Per aspera ad astra.

Entrevista a Ekaitz Ortega autor de "Mañana cruzaremos el Ganges"

Hace unas semanas se publicó la novela “Mañana cruzaremos el Ganges” escrita por Ekaitz Ortega, ( http://ekaitzortega.com/manana-cruzaremos-el-ganges/ ) una distopía política de futuro cercano que indaga en sus efectos sobre la vida de unos personajes. Entrevistamos al autor

·        - ¿Cómo surgió la idea de hacer esta novela?

Poco antes de empezarla había escrito una novela negra y me apetecía volver al género que más leía por entonces. Además, empecé la novela cuando la crisis estaba en su punto álgido y tenía la necesidad de desahogarme, hablar de temas de la actualidad que estaban constantemente en mi cabeza. Escribir esta distopía me pareció una buena idea.

·        - En tu novela parece que planteas una sociedad y una situación política en que los gobiernos, con diversas excusas, van reduciendo paulatinamente los derechos de los ciudadanos, hasta llegar a una dictadura…

Volviendo a esa época, cuando empecé, nos hablaban de que teníamos que cumplir con Europa, del rescate económico, del FMI o del Banco Mundial. En definitiva, de una serie de poderes no votados que estaban controlando nuestra economía y, por lo tanto, nuestras vidas.
Todos estos poderes son una realidad que asumimos de forma muy rápida, al igual que la falta de control sobre nuestra información privada. Me interesa mucho el modo en el que reducimos nuestros derechos y quería reflejarlo en la novela.



·       -  Has situado tu novela en un futuro muy cercano. ¿Ves posible y cercana esa deriva dictatorial?

Creo que en cierto modo ya vivimos cerca de ese sistema.  No es una dictadura como las que se han sufrido en el pasado, está controlada por organismos y entes que nos resultan abstractos, sin cabezas visibles, complicadas de luchar. Quiero pensar que no vamos hacia ese modelo de sistema, pero quién sabe.

·      -   Puede ser mi impresión, pero parece que tampoco crees que la rebelión y los ataques que llevan a cabo los luditas sean la solución a la situación planteada.

No, no creo en el modelo de rebelión llevado a cabo en la novela. Quería volver a los orígenes de la distopía, no entiendo la distopía sin el factor político. Planteo una serie de circunstancias y dialogo sobre ellas. El ludismo me parece interesante como una lucha casi anacrónica y algo romántica, pero con pocas posibilidades de avanzar.
¿En cuanto a mi visión personal? Creo que la rebelión es bella y necesaria, pero no comparto el mensaje de los personajes. Tampoco quería hacerlo, me espanta la idea de escribir una novela que parezca un panfleto.

·     -    No es simplemente una novela de intriga, sino que te has centrado mucho en los protagonistas, sus vidas y las relaciones entre ellos.

Claro, la mejor forma de ver la magnitud de un sistema es desde la posición del ciudadano común. El terror, la falta de democracia, el control social… Son factores muy potentes en cualquier historia, pero si se quiere escarbar en todas sus consecuencias hay que ir al día a día de ese ciudadano.
Entiendo que todo sistema antidemocrático es racista, machista y clasista. La mejor manera de comprobarlo es desde la rutina de los individuos, sus relaciones bajo la influencia del sistema, etc.



·      -   Dentro de este estilo de futuro cercano ¿hay alguna novela que consideres imprescindible? Y en el tratamiento de personajes y las relaciones interpersonales ¿hay algún autor que sea destacable para ti?

Esta pregunta me la suelen hacer. Cualquiera te dirá que como es una distopía, Orwell o Huxley. Pero tras estudiar concienzudamente su obra, me he alejado de ellos en lo posible. No comparto más que el género, a nivel estético y narrativo he querido situarme en otro ámbito.
Me interesa mucho la prosa de Manuel Puig, Doris Lessing, David Mitchell… Y fuera del género, Rodolfo Walsh, Richard Yates o Carmen Martín Gaite. Pero tal y como te digo estos, puede que mañana sean otros.

·      -   ¿Vas a hacer alguna presentación de la novela en las próximas semanas?

En las próximas semanas descansaré tras las que he hecho últimamente. La Navidad no es la mejor época para hacer presentaciones. Pero en 2018 quiero ir a Bilbao, Santander y Barcelona. Puede que alguna más, pero ya veremos.

·      -   ¿Estás escribiendo algo ahora?

Sí, tengo un proyecto muy avanzado que espero acabar en un par de meses: una comedia contemporánea. Quería alejarme de esta historia, me ha supuesto mucho esfuerzo, y disfruto el reto intelectual de ir a otro género.
También estoy en la fase de documentación de un ensayo sobre política y ciencia ficción, y llevo varios años con el proyecto de una ucronía, una obra muy ambiciosa que me llevará tiempo pero en la que confío.

·       -  Si deseas añadir algo más…

Ha sido un placer responder estas preguntas, desde que me fui de Bilbao echo en falta asistir de vez en cuando a la tertulia.

Por último, ahora que llega la Navidad os animo a todos a comprar libros. No solo el mío, cualquier que os apetezca. Hay que apoyar a este sector.

sábado, diciembre 09, 2017

Crónica de la presentación del proyecto “Alienados”

Crónica de Paco Mancera Romero del proyecto “Alienados”

Alienados. La no crónica de su presentación.

El pasado domingo 3 de Diciembre de 2017 durante la celebración de la segunda fiesta de pre-navidad de la TerMal se presentó el proyecto Alienados: Reflexiones sentidas y discreciones canallas alrededor de Alien. Alienados son veinte artículos posteados conjuntamente en Filmtropia Web de difusión cultural más o menos. Se pueden consultar gratuitamente pulsando el huevo alien inserto en el título de Filmtropia.


Se me hace imposible cronicar la rueda de prensa de su presentación. Y eso que yo fui uno de los integrantes que la ofreció. Tengo un agujero en mi memoria que abarca aquel evento, lo siento. Afortunadamente no hay grabaciones de audio ni video, pero para nuestro escarnio alguna fotografía circula por la red.
Si puedo contar que el proyecto nace de una feliz ocurrencia de Bernabé Naharro, verdadero dinamizador cultural de Málaga y de la TerMal en particular. Con su vitalidad contagiosa consiguió que en menos de 10 días realizásemos estas colaboraciones aquí presentadas, por amor al arte. Si, ya saben lo de: “la paga es mala pero la gloria es eterna”. Si el proyecto ha cuajado se debe al fenomenal trabajo del diseñador Pepe Parejo, webmaster de Filmtropia, termalita y director de las extintas revistas cinematográficas Fangoria, Starlog y Fandom.



Transcribo el equivalente del blur de Alienados:
“… Alienados conforma un collage de reflexiones sentidas y discreciones canallas alrededor del Universo Alien que explota hasta el extremo la generosidad y el altruismo de participantes esforzados seleccionados por las subcontrata Filmtropia. …”
Y estos son los contenidos de Alienados:
01 - "Crónica sentimental de Alien, el Octavo Pasajero", de Manuel Mota.
02 - "Revisitar la colonia. Aliens El Regreso", de Manuel Berlanga.
03 - "Alien 3. El cromosoma mutado de la saga", de Pedro Rodríguez Ruiz.
04 - "Alien Resurrección. Family Matters", de Carlos Díaz Laguna.
05 - "Alien vs. Predator vs. Todo el Mundo", de Aniel Dominic.
06 - "Aliens vs. Predator 2. Reseña inédita de Bastard Movies", de Bartolo Sáenz de Heredia (Pepe Petimetre).
07 - "Comprendiendo los deseos de Ridley Scott. Defendiendo Prometheus y Alien: Covenant", de Tony Jiménez.
08 - "Prometheus y Alien: Covenant. Con ellas llegó el escándalo", de Juan Alberto Guzman DE LA Torre.
09 - "Giger, el Noveno Pasajero", de María Delgado.
10 - "Alien vs. El Corazón de las Tinieblas", de Adolfo Romero-Ruiz y Pepa Arana Ruiz.
11 - "Cuando quieres ser Alien y no dejas huella. Life y el problema de la nostalgia", de Miguel Córdoba.
12 - "La novelización de Alien, el Octavo Pasajero. Reseña de la obra de Alan Dean Foster", de Daniel Heredia (Quetzalcoatl Ehecatl).
13 - "Cómo ocurrieron de verdad las cosas (versión adaptable a los gustos de todo tipo de mascotas)", de Juan Antonio Fernández Madrigal.
14 - "Reinaldo Manso, ¿el único ufólogo y aficionado a la ciencia ficción sobre la Tierra que no ha visto ninguna de las películas de Alien?", de Luis R. González (Reinaldo Manso).
15 - "La balada del xenomorfo. Aliens vs. Predator en el cómic", de David Martin.
16 - "La multiplanetaria corporación Weyland-Yutani", de PacoMan (Paco Mancera Romero).
17 - "¿Te programaron para ser una gilipollas? El porqué de los robots en la Saga Alien", de Francisco M. Romero.
18 - "Ácido en las teclas, xenomorfos en los botones. Una cronología gamer del Universo Alien", de Adrián "Astor" Medina (Adri Medina).
19 - "Demasiado viejo para esta mierda. Una reseña del videojuego Alien Isolation", de Rubén Sánchez González.
20 - "Ocho películas de horrorciencia ficción que merecieron mejor abogado defensor y disfruté más que Prometheus (que vaya mojón)", de Bernabé Naharro.

By PacoMan

Crónica de la presentación de “El gen Alexander” de María Angulo

Crónica de Paco Mancera Romero de la presentación de “El gen Alexander” de María Angulo

Inmortalidad sí, pero ¿para qué?

Crónica de la presentación de El gen Alexander de María Angulo.

En la malagueña librería En Portada Cómics se presentó, este pasado martes 5 de diciembre de 2017, el libro El gen Alexander de la escritora granadina pero residente en Madrid María Ángulo Ardoy, libro editado por Nowevolution Editorial.


Acompañada por la autora, presentó el acto la cordobesa afincada en Málaga María Jesús Sánchez historiadora, escritora, termalita y vinculada al mundo de la edición en distintas facetas. Aunque admitió que ella nunca lee los libros de los amigos, porque tiene verdadero pánico a que no le gusten. Reconoció que es amiga de María Angulo desde hace mucho tiempo, pero como tenía que presentarlo, ha hecho una excepción con El Gen Alexander y lo ha leído. Ahora lo agradece, pues ya no tiene que pedirnos que nos guste, desde el voluntarismo sino que lo puede hacer desde el convencimiento. Al leerlo, de paso, se dio cuenta que María “escribe de verdad”. Escribir de verdad se decía, hace tiempo en el mundo editorial, de un libro cuando tenía músculo narrativo. El músculo narrativo se desarrolla escribiendo una y otra vez, hasta conseguir que lo que se escribe tenga sentido, y eso lo domina María Angulo.  Este musculo lo notó al comenzar el libro y de repente darte cuenta que estaba en la página 56. Eso es escribir bien, escribir de verdad. En palabras de María Jesús El gen Alexander es un libro donde uno entra y se queda.

Citó al escritor de novela histórica, Karl Heinz Grosser, en su definición de escritor como un tambor que resuena con ecos muy distintos según se le toque. Un escritor de verdad debe ser capaz de hacerse eco de cosas que le viene de fuera y no sólo prestar atención a lo que le surge de dentro.


La novela trata sobre la inmortalidad mezclada con enfermedad, aunque lo que en realidad nos mata es el tiempo...  el transcurso del tiempo. El libro es una reflexión sobre la identidad en relación con el paso del tiempo. El personaje principal anda huyendo de un lado para otro y acaba viviendo más tiempo del que le corresponde y su evolución personal en el libro acaba reflejándolo.

No es un libro muy largo, María Jesús reniega de los libros cortos pues sospecha que le faltan cosas. Sin embargo la extensión de este permite a María narrar perfectamente la trama, va directa al grano. Engordar el libro hubiera supuesto añadir subtramas sin valor. Por desgracia estamos acostumbrados a leer las obras de los escritores norteamericanos que al “vender al peso” las engordan artificialmente. En opinión de María Jesús el libro es verdaderamente bueno y está muy bien terminado, y le dio la enhorabuena a María. Eso sí, recomendó a los lectores una lectura tranquila, reposada, no es un libro ligerito. Antes de acabar, mencionó que el libro permite varias lecturas en función de los intereses y opiniones respecto a la inmortalidad y conocimientos de medicina, que abundan en el libro, no en vano María es médica. María intervino por primera vez para comentar que las partes donde se habla de medicina fueron las partes que más tuvo que recortar en las pertinentes revisiones, tras recibir las opiniones de los lectores cero.


Mutó la presentación a una conversación, donde el público participó abiertamente con la autora y la presentadora. Se enumeró los libros de género relacionados con la medina… y la verdad es que salieron bastantes.

Comentó María Jesús que la inmortalidad se ha tratado en otras ocasiones en el género fantástico, por ejemplo el vampirismo o los zombis… desde la imbecilidad. Y citó literalmente:
 “… Te quedas sin cerebro y no entiendo qué interés tiene vivir por siempre de esa manera tan tonta. …”
Convinieron, que nos estamos volviendo lectores del siglo XXI, exigimos libros de ritmos trepidantes, lejos quedan los tiempos en que se podía dedicar un capítulo entero a describir las alcantarillas de París.


Aprovechando que ahora está tan de moda la cuestión de si las mujeres escriben o no escriben, María Jesús comentó irónicamente que parece que el libro no lo ha escrito ni una mujer siquiera. Y por eso merece la pena leerlo. Comentario que produjo estruendosas risas en el público. Luego aclaró que se achaca a las mujeres que escriben de una determinada manera y en este libro no se aprecia. Porque en el fondo no es verdad, que las mujeres escriban de forma diferente.

María Jesús declamo: Tanto que queremos ser inmortales, pero cuando le preguntas a alguien para qué, no sabe contestarte. En su opinión la inmortalidad es un concepto vacio, que se deriva del miedo a la muerte, y una vez que se pierde ese miedo, no hay nada detrás. Concluyó que para ella estar viva para siempre sería una verdadera putada.
Inmortalidad sí, pero ¿para qué? Esa es la pregunta que lanzó la presentadora, a lo que la autora añadió ¿y en qué condiciones?

Se le preguntó a la autora que le llevó a escribir esta historia. Ella quería escribir un relato sobre la posibilidad médica de vivir una vida muy larga, en buenas condiciones de salud. Lo que hizo fue partir de una incipiente y prometedora técnica genética y generalizar su implantación. Situó la historia en un punto intermedio, donde la tecnología aún se está desarrollando. Lo que lleva a vivirla como si se tratase de una infección. Hay personajes potencialmente inmortales pero con consecuencias drásticas en su salud, personajes que van a morir por ser proclives a enfermar y personajes normales como nosotros, vulgares mortales. Todos ellos conviven, y los dos primeros grupos intentan pasar desapercibidos para no ser linchados. Buscó crear este entorno distópico en su libro, para poder plantear como abordamos la posibilidad de vivir más tiempo, así como enfermar y morir.

En palabras de su autora la inmortalidad parece más un pacto con el diablo, que casi siempre sale mal.

A raíz de preguntas del público sobre la extrapolación del papel de las farmacéuticas actuales al escenario de la novela, la autora reveló que son estas empresas las que realmente gobiernan el mundo en su obra. Las gentes viven esclavizadas para poder pagar un segundo cuerpo que les alargue la vida.

Se entró en un interesante debate sobre las condiciones de vida en África que la moderna medicina ha alargado, pero que la falta de recursos económicos de sus habitantes les impide acceder a tratamientos de enfermedades crónicas, por lo que mueren por enfermedades que en Europa son simplemente una molestia gracias a los modernos y caros tratamientos de los que disponemos. Para África, sólo son útiles tratamientos que curen, no que palien.

Preguntada sobre por qué escribe, admitió que se debe a que su hermana menor le costaba quedarse dormida, por lo que de pequeña cuando se acaba el libro de cuentos que le leía, tenía que empezar a inventárselos.

El público le preguntó quien era su madrina literaria y si pensaba que la necesitaba. Comentó que la persona que la ha amadrinado no ha realizado ninguna acción, por lo que no le ha quedado más remedio que no necesitarla. Pero si ha recibido bastante ayuda de Steve Redwood y Elena Martínez Blanco, su agente literario. Admitió que en este mundillo no se trata igual a hombres que a mujeres.

Tras la firma de nuestros ejemplares. Cruzamos la calle e iniciamos un agradable tercer tiempo, donde las bebidas espirituosas y viandas no faltaron a la cita.

Me fui a casa con la agradable sensación que María Angulo ha tomado el tema de la novela de Oscar Wilde, El retrato de Dorian Gray y lo ha convertido en un triller de ciencia ficción reflexivo.
by PacoMan